Preservar y mejorar la salud mental en contexto de pandemia

octubre 10, 2020 10:36

salud mental

En un contexto de pandemia, que produjo una disrupción en la vida cotidiana en todos los países del globo, este sábado 10 de octubre se conmemora el Día Mundial de la Salud Mental; la cual se ve atravesada por dicho contexto, lo que se traduce en un incremento del estrés, cambios en el ciclo de sueño, aumento de la ansiedad y cuadros depresivos, etc.

La Organización Mundial de la Salud expresa al respecto: “Los últimos meses han traído muchos retos: para el personal de salud, que presta sus servicios en circunstancias difíciles, y acude al trabajo con el temor de llevarse la COVID-19 a casa; para los estudiantes, que han tenido que adaptarse a las clases a distancia, con escaso contacto con profesores y compañeros, y llenos de ansiedad sobre su futuro; para los trabajadores, cuyos medios de vida se ven amenazados; para el ingente número de personas atrapadas en la pobreza o en entornos humanitarios frágiles con muy poca protección contra la COVID-19; y para las personas con afecciones de salud mental, muchas de las cuales están todavía más aisladas socialmente que antes. Por no hablar de la gestión del dolor de perder a un ser querido, a veces sin haber podido despedirse”.

Olavarría no es ajena a toda esta situación y en este marco, Claudia Elizaga, jefa del área de Salud Mental del Municipio, brindó su aporte acerca de lo que significa la salud mental, cómo repercute el contexto de pandemia en ella y cuál es la ayuda terapéutica que ofrece el área que encabeza, a la que puede recurrir toda aquella persona que lo necesite.

Básicamente, la profesional hizo hincapié en un concepto fundamental: saber pedir ayuda. Estamos atravesando momentos muy singulares, para los que, en tanto seres bio-psico-sociales, no estamos preparados. Esto hace que, en mayor o menor medida, podamos vernos afectados por episodios de angustia o ansiedad. Para transitar y superar este tipo de crisis, sostiene Claudia Elizaga, es necesario apelar a los recursos individuales “que todos tenemos” resaltó: la pintura, la escritura o cualquier manifestación creativa, la meditación, el yoga, caminatas, etc. Lo importante es no quedarnos encerrados en nuestro estado de angustia o ansiedad.

Ahora bien, explica la titular del área de salud mental del Municipio: muchas veces, para poder desplegar estos recursos individuales, necesitamos ayuda. Entonces, sostiene Elizaga, es importante reiterar que el Municipio cuenta con un equipo de profesionales en salud mental, especialmente preparado para acompañar a cada persona que lo necesite en este proceso.

En este marco, la funcionaria destacó la importancia de desmitificar la asistencia terapéutica como “cosa de locos”. El cuidado de la salud mental, sostiene Elizaga, es tan importante como la salud física. De hecho una incorrecta gestión de las emociones puede incidir desfavorablemente en nuestro organismo, ocasionando distintos malestares o dolencias. Por ello, invita a toda aquella persona que lo necesite a pedir ayuda.

La profesional añade que los prejuicios sobre el acompañamiento psicoterapéutico son aún mayores al pensar en asistencia psiquiátrica. “Las personas que recurren al psiquiatra no son personas que se encuentren totalmente aletargadas o adormecidas por la medicación, hay que romper con ese estigma. Muchos de nosotros, incluso los que somos profesionales de la salud mental – que ante todo somos seres humanos – en algún momento de nuestras vidas requerimos algún tipo de medicación que nos ayude a recobrar la salud mental. Por supuesto siempre bajo prescripción médica, es importante no recurrir a la automedicación. Y aclaro que no siempre es necesario. Lo que sí es necesario es pedir ayuda cuando sentimos que estamos desbordados por la angustia o la ansiedad. Saber que no estamos solos en esto”.

Otro de los miedos en relación a la asistencia terapéutica está directamente asociado al contexto actual y tiene que ver con el miedo a acercarse al centro de salud para iniciar o continuar un tratamiento. Por ello, el área de Salud Mental ofrece la línea telefónica 02284 – 419910, la cual, además de personal de Epidemiología cuenta con un profesional de Psicología a disposición de la comunidad, para quienes requieran contención emocional puntual. Esta línea telefónica se encuentra disponible de lunes a viernes de 8 a 18 horas, sábados de 8 a 13 horas y domingos de 9 a 12 horas.

A su vez el Área de Salud Mental para urgencias cuenta con guardias pasivas en Psiquiatría y en Psicología, las 24 horas todos los días del año.

Comentarios
octubre 10, 2020 10:36